Alzira celebra el multitudinario Vía Crucis de la Hermandad del Cristo Crucificado en la Agonía

Alzira celebra el multitudinario Vía Crucis de la Hermandad del Cristo Crucificado en la Agonía

VALENCIAECONÓMICA.- Alzira acoge esta noche el Vía Crucis de la Hermandad de Caballeros del Cristo Crucificado en la Agonía. No es la primera vez que escribo sobre el Vía Crucis, del que desde aproximadamente finales de los setenta he participado casi ininterrumpidamente. Ello, no obstante, no me da la licencia para ser portavoz de la cofradía, pero sí transmitir algunas reflexiones que giran todas en torno a la imagen de Cristo Crucificado de Alzira.

La talla es obra del escultor valenciano Vicente Rodilla que allá por el año 1973 reconocía sentirse orgulloso del trabajo. “El Cristo de la Agonía de Alzira es una de mis mejores obras, casi diría mi obra preferida y una de las que con mayor agrado he trabajado” (Libro de la Semana Santa del año 1984). Una reproducción de menor tamaño se conserva en el Seminario de Valencia.

Y es que desde el año 1956 la imagen que talló Vicente Rodilla procesiona por las calles de Alzira todos los miércoles y el Viernes Santo, hermandad que se fundó en el año 1955, y que este año celebra su 60 aniversario.

Volviendo al Vía Crucis es interesante la reflexión que se recogía en el programa de la Semana Santa del año 1959, en el que José Bosca Guillem relataba algunas de las notas que inspiraron el nacimiento de la hermandad y que hoy en día están presentes en el sentir de la hermandad. “No prostituyamos nuestra conducta con posturas rídiculas ni atisbos carnavalescos. Que Dios conforte nuestro espíritu, apartándose cada vez más de lo espectacular. No parezcamos vulgares fariseos comidos por la hipocresía, sino busquemos el dominio de nuestra pasiones con la penitencia para alcanzar nuestra santificación y la de nuestros semejantes”. 

Asi durante más de medio siglo la imagen de Cristo procesiona todos los miércoles desde la parroquia de San Juan Bautista hasta la iglesia arciprestal de Santa Catalina acompañada de los hermanos y de una multitud de personas. Son la salida de la imagen de San Juan y la entrada en Santa Cataliana, quizás, los dos momentos más emotivos del Vía Crucis y donde más público se congrega.

ALZIRA SEMANA SANTA CRISTO DE LA AGONIA

Y es que a nadie deja indiferente el paso a hombros del Cristo Cruficado, imagen que fue restaurada en el año 2002. Recuerdo que fui de los pocos que tuvo la oportunidad de conocer el estudio radiológico que Alfredo Piera realizó para la posterior restauración por el escultor Ricardo Rico. “Los 500 clavos de Cristo” fue la aportación personal a esta técnica experimental para la restauración que se publicó en Las Provincias.

Juan Antonio Sanjuán

 

Deja un comentario

" alt="" title="" class="banner-image" width="100%" />

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.Más información