CCOO denuncia que la estacionalidad, la precariedad y la desprotección amenazan el presente y el futuro del mercado laboral

Manifestación por el empleo.

Manifestación por el empleo.

VALENCIAECONÓMICA.- La secretaria de Formación, Empleo y Personas desempleadas de CCOO PV, Ana  García Alcolea afirma que los buenos datos de paro registrado este mes deben analizarse teniendo en cuenta los claroscuros en la fotografía del mes anterior y el cómputo interanual.

Para CCOO en la Comunitat Valenciana “podrían calcarse las oscilaciones del paro registrado a golpe de campañas, la precarización del empleo se evidencia en el porcentaje de contratación temporal, que llega al 92,13% y en la tasa de cobertura, que solo llega al 46,6%, dejando a más de la mitad de demandantes sin ningún tipo de prestación.”

Diciembre es un mes previsible por la campaña de Navidad y el anticipo del periodo de rebajas, lo que concentra el mayor descenso en el sector servicios. “Lo que no conviene olvidar es la normalización de contratos de dos horas, y las consecuencias en la carrera de cotización de miles de personas, que sumarán pobreza social a la precariedad actual cuando intenten jubilarse” denuncia la responsable sindical.

Por provincias, el paro registrado ha disminuido en las tres. En Alicante ha disminuido en 1.713 personas apuntadas, en Castellón ha disminuido en 1.187 personas y en Valencia ha disminuido en 3.887 personas. El paro registrados en hombres (180.435) sigue siendo inferior que en las mujeres (238.528), con una diferencia de 58.093 personas.

“El sindicato reivindica visibilidad y protección tanto para las personas que llevan más de un 2 años buscando empleo, como para quienes se emplean temporalmente y a tiempo parcial, lo que ni siquiera les protege del riesgo de pobreza. Nos preocupan las personas que no pueden cubrir sus necesidades básicas por no tener una estabilidad laboral con un empleo y un salario decente, la recuperación económica sin recuperación de derechos y el blindaje de mínimos es una falacia”.

Comisiones Obreras ha emplazado al Gobierno a blindar suelo salarial y establecer una prestación mínima de contención para las familias trabajadoras que, si consiguen trabajar, experimentan una vida laboral en constante precarización.

El número de afiliaciones a la seguridad social en el País Valenciano, en el mes de diciembre respecto a diciembre de 2015, aumenta en 61.190 hasta las 1.767.361. Se reduce menos el desempleo que aumenta el número de afiliaciones ya que una misma persona, si puede, está dada de alta más de una vez en la seguridad social fruto de un empleo temporal, parcial y no suficientemente retribuido, que hace necesario en muchas ocasiones compaginar dos o más empleos.

Así, si atendemos a la categorización de los contratos, solo el 7,9% de los firmados en la Comunitat Valenciana durante el mes de diciembre fueron indefinidos. “Estamos recogiendo fruto de las reformas laborales y las políticas de ajuste, que sigue transformando empleo de calidad en empleo precario, con el empobrecimiento generalizado de aquellas personas que trabajan, que encuentran un empleo con peores condiciones o que no encuentran empleo. Hablamos de pobreza laboral y pobreza social” advierte Alcolea.

“En CCOO PV nos atrevemos a afirmar que la reducción del paro registrado sigue siendo insuficiente”, el sindicato reclama medidas concretas y aplicación ágil, para que el impacto sobre el empleo permita volver a las tasas de desempleo de antes de la crisis, un lejano 9% que sonroja el 20% actual.

Por todo ello, el sindicato plantea cinco prioridades políticas y empresariales frente a la tentación de la resignación “no hay tiempo de celebrar repuntes aislados que no modifican la tendencia de consolidación de la pobreza laboral, no caben más retrasos”:

1.- Desarrollo eficaz y eficiente de las Políticas Activas de Empleo, superando el grave retraso en la publicación, puesta en marcha y desarrollo efectivo de las órdenes dependientes de la Conselleria de Economía Sostenible, Sectores Productivos, Comercio y Trabajo  (orientación profesional, formación e inserción).

2.- Recuperación del poder adquisitivo de la clase trabajadora. Impulso a la Negociación Colectiva, clave para la recuperación de derechos.

3.- Plan Valenciano de Formación Profesional de carácter integral y plurianual que conecte las necesidades formativas y productivas.

4.- Inversión e impulso de sectores productivos que generen empleo de calidad (industrial, energías renovables, eficiencia energética de las viviendas, dependencia, sanidad, educación, etc.). Impulso y desarrollo de la I+D+i.

5.-  Protección social a las personas que supla las carencias de no tener un trabajo y no disponer de prestación por desempleo.

Balance de un 2016 precario

Una vez finalizada la campaña de Navidad, en enero y febrero de 2016, subió el paro registrado, en los próximos meses fue descendiendo en mayor o menor proporción hasta agosto y septiembre que volvió a subir, para volver a iniciar el descenso ante las campañas de recolección de cítricos y nuevamente ante la campaña de Navidad.

La precariedad quedó instala, siendo más del 90% de los contratos que se realizan, temporales, llegando este último mes de diciembre al 92,13%.

Con respecto a la tasa de cobertura (porcentaje de beneficiarios de algún tipo de prestación sobre el paro registrado), salvo en dos meses, siempre ha estado por debajo del 50%, y con el volumen de personas que ni estarán registradas en el Servef, es previsible que el porcentaje sea inferior.

El volumen de beneficiarios de subsidios con respecto al de beneficiarios con prestación contributiva, fue más elevado, lo que indica que además, se instala el paro de larga duración.

Al observar la afiliación a la Seguridad Social, puede comprobarse que va fluctuando en función de la época. En la evolución interanual, comparando diciembre de 2015 y de 2016, se ha incrementado en 61.190 afiliaciones, siendo conscientes que una contratación temporal y a tiempo parcial, computa como una afiliación a la SS. Sabemos que no se incrementan los ingresos de la SS.

Si analizamos la evolución de los datos de la EPA, se ha reducido la tasa de paro, aunque todavía nos encontramos en el 20,1% y en 490.500 personas en paro. Una cifra muy elevada, y más en el caso de las mujeres, donde la tasa de paro alcanza el 22,24%.

Deja un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.Más información