Chocolates Comes, pasión por el chocolate desde 1870

Chocolates Comes, pasión por el chocolate desde 1870

- La fábrica, ubicada en Sueca, ofrece una variada gama de chocolates donde el ‘Bollet’ es la estrella

VALENCIAECONÓMICA.- “Nuestra familia hace chocolate desde 1870.  El chocolate forma parte de la vida de nuestra familia generación tras generación.” Así se define la familia Comes, maestros artesanos del chocolate que han hecho de su pasión, el chocolate, su modo de vida.

La fábrica, ubicada en Sueca, es una empresa familiar que ofrece una variada gama de chocolates y derivados del cacao, desde el clásico chocolate a la piedra, hasta los más conocidos hoy en día, chocolates extrafinos.

Pero nuestros productos, explican, no se terminan aquí, “también tenemos ese chocolate para hacernos un buen chocolate a la taza, como una amplia variedad de frutos secos cubiertos de chocolate”.

Y como no, no nos podíamos olvidar de esos subproductos del cacao como son la, manteca, cascarilla, pasta de cacao, cacao en polvo para hacer postres y tratamientos de belleza.

Uno de sus productos estrella es el ‘Bollet’, el chocolate cilíndrico elaborado con la fórmula tradicional valenciana “a la piedra”, hecho a mano uno a uno, con cacao, azúcar de caña, harina de arroz y vainilla… Un manjar para el paladar.

Y sumándose a las nuevas tecnologías y al auge de la venta por Internet, Chocolates Comes también ofrece la posibilidad de adquirir sus productos mediante su tienda on line, una tienda que, según ellos mismos reconocen, “funciona bastante bien”. “La tenemos en marcha desde hace muchos años y ha ido cada vez a mejor. Normalmente solemos trabajar mejor después del verano, antes de las navidades”.

Acercar el mundo del chocolate a la gente

La pasión chocolatera de la familia Comes les ha llevado un paso más allá y ofrecen la posibilidad de conocer, de primera mano, la elaboración de esta dulce manjar con una visita al Museo del Chocolate.

El Museo permite al visitante observar el proceso de elaboración del chocolate desde el fruto del cacao hasta el chocolate tal como lo comemos hoy en día.

Además, el visitante se pude adentrar en la historia de este dulce observando las primeras maquinarias que se empezarán a utilizar en el siglo XIX donde se encuentran la tostadora de cacao, la descascarilladora, pastadora, emulsionadora y todas las piezas originales de esta fábrica de la comarca de la Ribera fundada en el año 1870.

Museo Chocolate Sueca

El Museo cuenta también con una amplia exposición con numerosos utensilios, herramientas, una amplia biblioteca relacionada con el chocolate, fotografías y documentos del cacao.

Todo ello en una visita guiada, donde el visitante se sumerge en este mundo tan placentero como es el chocolate.

El Museo abre todos los días, excepto los festivos, “y trabajamos todo el año bastante bien”, explican sus responsables. “En verano con turistas, tanto familias como pequeños grupos, y el resto del año con colegios, agrupaciones, asociaciones y gente particular solemos defendernos”.

 Los pasos a seguir para realizar una visita al museo son sencillos. En el caso de grupo es necesario haber reserva previa, o bien por teléfono o bien por correo electrónico. En el caso de pocas personas, “sólo teniendo en cuenta el horario y que la duración de la visita suele ser de 1 hora, pueden venir cuando quieran”.

Una dulce visita imposible de eludir.

Deja un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.Más información