La huelga de examinadores deja a casi 4.000 alumnos sin poder sacarse el carnet de conducir en la Comunitat

La huelga de examinadores deja a casi 4.000 alumnos sin poder sacarse el carnet de conducir en la Comunitat

VALENCIAECONÓMICA.-  Más de 2.500 alumnos en Valencia y 4.000 en la Comunitat Valenciana no han podido realizar su examen práctico durante las tres últimas semanas debido a la huelga de examinadores. A nivel nacional, en España, esta cifra alcanza ya los 25.000 alumnos sin poder examinarse y la Dirección General de Tráfico sigue sin hacer nada, ni dar solución a un problema que estamos cansados de denunciar y que sigue agravándose cada día que pasa, según explica Armando Galindo, presidente de La Unió d´Autoescoles.

El presidente de la Unió d´ Autoescoles, Armando Galindo, ha hecho públicas las cifras que desde su colectivo se manejan para dar a conocer la gran cantidad de ciudadanos que día a día resultan perjudicados a la hora de sacarse el carnet de conducir debido a la falta de soluciones por parte de la administración, concretamente por la impasividad de la DGT. Una situación que desde hace ya más de un año vienen denunciando, e incluso se han llegado a manifestar públicamente, para que desde las distintas administraciones se solucione esta grave situación que resulta ya insoportable para las autoescuelas, para los alumnos y para los examinadores.

Además, esta situación se ha agravado aún más durante las tres últimas de semanas tras la huelga indefinida convocada por el sindicato de funcionaros C-Sif y el sindicato de examinadores (Asextra), huelga llevada a cabo y secundada a nivel nacional, y que se viene realizando desde el pasado 14 de septiembre, la cual consiste en que las 3 últimas horas de cada jornada laboral de los examinadores de Tráfico, se paralizan todas las pruebas de todos los permisos, por lo que 6 alumnos cada día por cada examinador no pueden realizar sus exámenes.

“Desde La Unió d´Autoescoles no entendemos la inmovilidad de la administración ante un problema que está paralizando un país entero, todos los días se produce el menoscabo de los derechos de un ciudadano que quiere sacarse el carnet de conducir y quien, previo pago de su correspondiente tasa, ve imposibilitado su derecho a examinarse debido a la falta de examinadores, los cuales se han visto abocados a la huelga; una huelga además secundada por más del 70% de la plantilla total de estos funcionarios” explica Armando Galindo.

“Por ello, desde la Unión de Autoescuelas de Valencia, comprendemos y compartimos el derecho a huelga que asiste a todo ciudadano, pero no entendemos como desde la DGT , no se intentan tomar medidas para encontrar soluciones; unas soluciones que no sólo deben de mejorar las condiciones laborales de los examinadores, sino que también han de servir para acabar con la  alarmante falta de estos profesionales (los examinadores) y de este modo poder cubrir la demanda de solicitudes por parte de los aspirantes que pretenden obtener un permiso de conducción, permiso que en algunos casos es necesario para poder trabajar”, censura Armando Galindo.

Cabe recordar que dicha huelga, no es la primera manifestación pública ante la Dirección General de Tráfico que denuncia esta grave situación y demanda soluciones inminentes a estos problemas,  pues ya durante el pasado mes de julio de 2015, más de 200 vehículos de autoescuelas valencianas salieron a la calle colapsando el centro de Valencia y sus principales calles para exigir soluciones a una situación que ya entendían como muy  grave.

Y es que tras más de un año intentando que la Jefatura Provincial de Tráfico de Valencia diese una solución a este problema, no sólo se ha hecho caso omiso al mismo sino que ninguna de las soluciones planteadas por parte de las asociaciones de autoescuelas ha sido llevada a cabo durante este tiempo, como es el caso del pago de las horas extras y dietas por desplazamientos a los examinadores, y por tanto se ha dilatado en el tiempo un problema hasta llegar hasta el  difícil momento en que se encuentran. “Por este motivo, desde la asociación a la que represento se está barajando la posibilidad de realizar una nueva manifestación para que se dé una solución a esta huelga de examinadores que tanto daño está haciendo, tanto a las autoescuelas como a los alumnos de las mismas”, avanza Armando Galindo.

Así pues, esa falta de soluciones por parte de los organismos implicados en ese problema está provocando numerosos inconvenientes a todas las partes: por un lado a las autoescuelas, a quienes les genera un grave perjuicio económico, por otro, a los alumnos que se ven perjudicados porque no pueden finalizar su formación pese a pagar unas tasas y adquirir unos derechos y por otro a los examinadores quienes se ven perjudicados por una falta enorme de personal para hacer frente a la demanda de solicitudes de pruebas de examen.

“Algo tan sencillo aparentemente como sacarse un permiso de conducir, se está convirtiendo en España en una misión casi imposible, con esperas de más de un mes en muchas ocasiones entre prueba y prueba”, relata Armando Galindo.

Por todo ello, el próximo jueves representantes de La Unió d’Autoescoles se trasladarán hasta la Comisión de Seguridad Vial y Movilidad Sostenible del Congreso de los Diputados en Madrid para reunirse con los distintos portavoces de esta comisión y trasladarles la grave situación que está atravesando el sector y solicitar soluciones inmediatas.

 

Deja un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.Más información