Medio Ambiente repara 12 estructuras hidráulicas en al ámbito forestal de la cuenca hidrográfica del Júcar

Estas estructuras suponen una mejora sobre los hábitats naturales ya que propician la creación de zonas húmedas debido al agua que retienen.

Estas estructuras suponen una mejora sobre los hábitats naturales ya que propician la creación de zonas húmedas debido al agua que retienen.

VALENCIAECONÓMICA.- La Conselleria de Agricultura, Medio Ambiente, Cambio Climático y Desarrollo Rural ha llevado a cabo la restauración y el mantenimiento de 12 estructuras hidráulicas ubicadas en el ámbito forestal de la cuenca hidrográfica del río Júcar.

La actuación ha consistido en la reparación de 12 estructuras hidráulicas que se encuentran repartidas por la mayor parte de la red de drenaje de montes situados en la provincia de Alicante, en los términos municipales de Monóver, Tibi, Xixona, la Vila Joiosa, Benimantell, Orxeta, Confrides y Castell de Castells.

Los trabajos de construcción de estas estructuras, que se han prolongado por espacio de seis meses, han supuesto una mejora sobre los hábitats naturales y la Red Natura 2000, ya que propician la creación de zonas húmedas debido al agua que retienen.

Gracias a estas retenciones, se crean láminas de agua que favorecen la regeneración natural de especies vegetales más evolucionadas, que contribuyen al desarrollo de la fauna silvestre, enriquecen el paisaje y por supuesto ayudan a disminuir el riesgo de incendios forestales.

Personal técnico de la Dirección General de Medio Natural y Evaluación Ambiental ha calculado que la puesta en marcha de estas estructuras hidráulicas va a causar una influencia directa sobre 14 hectáreas del tipo de hábitat característico de la cuenca hidrográfica del Júcar.

El coste total de las actuaciones llevadas a cabo por la Conselleria de Medio Ambiente ha sido de 298.024 euros. El proyecto ha sido cofinanciado en un 50% por el Fondo Europeo de Desarrollo Regional con cargo al Programa Operativo Feder Comunidad Valenciana 2014-2020.

Es necesario recordar la importancia social de este tipo de actuaciones, porque ejercen una labor de defensa tanto del medio natural como de las poblaciones situadas aguas abajo frente a posibles avenidas y lluvias torrenciales.

Además, son necesarias para la conservación, defensa y recuperación de la estabilidad y fertilidad de los suelos, la regulación de las escorrentías, la consolidación de cauces y laderas, la contención de los sedimentos y en general de la defensa del suelo contra la erosión.

Deja un comentario

" alt="" title="" class="banner-image" width="100%" />

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.Más información