Para cuándo un plan de protección del Xúquer

E

El río Xúquer entre Gavarda y Alberic.

VALENCIAECONÓMICA.-  Las fotografías que ilustran este artículo vienen a denunciar la desprotección del río Xúquer. Desde hace un par de años no hay tramo del río desde Alberic hasta prácticamente Sueca que no haya sido pasto de las llamas. Alzira, Alberic, Carcaixent y Algemesí han visto como la masa vegetativa compuesta mayormente por cañas ha ardido. Aunque la capacidad de regeneración es muy alta la quema provocada supone la muerte de la pequeña fauna que habita en los margenes del río y la contaminación del agua.

La Generalitat Valenciana en  la ley 11/94 del 27 de diciembre sobre Espacios Naturales Protegidos de la Comunitat Valenciana estableció las diferentes clases de espacios naturales, con diferentes niveles de protección: Parques Naturales, Parajes Naturales Municipales, Reservas Naturales, Monumentos Naturales, Paisajes protegidos, Microrreservas de flora, todas ellas gestionadas por la Generalitat Valenciana. A las anteriores hay que unir otras figuras jurídicas como los Lugares de Interés Comunitario (LIC), zonas de especial conservación sobre la base de la presencia en estos lugares de especies consideradas prioritarias por la directiva 92/43/CEE de la Unión Europea. Estos lugares son susceptibles de formar parte de la Red Natura 2000 después de superar una serie de requerimientos. Sin embargo el Xúquer carece de la protección que garantiza algunos de los anteriores espacios naturales.

Es evidente que la competencia sobre el río Xúquer recae en la Confederación Hidrográfica del Júcar (CHJ) que a través del Plan Hidrológico establece el caudal ecológico y demás usos. Pero ello no debe ser obstáculo para permitir la colaboración entre las administraciones que asegure este especial ecosistema.

Hoy 22 de marzo Día Mundial del Agua, es el momento de reflexionar sobre la urgencia de lo anterior. Hace un par de años un estudio desarrollado por científicos de la Universitat Politècnica de València y la Universitat de València, publicado en la prestigiosa revista Journal of Hazardous Materials desvelaba la presencia de pesticidas.

Para su investigación, el equipo de trabajo de la UPV y la UV analizó cinco puntos concretos del curso fluvial del Júcar: en Huelamo (cabecera), Cuenca ciudad, el Paraje de Cuasiermas, Jalance y un último lugar bajo el azud de Antella. En cada lugar se tomaron muestras de aguas y se capturaron peces de distintas especies mediante pesca científica. “La persistencia de ciertos pesticidas en distintas zonas de la cuenca, con concentraciones aproximadamente estables, indican que existe una aportación continúa a lo largo del río; los de mayor concentración media son el piriproxifen y el procloraz,-asociados con distintos tratamientos en los cultivos agrícolas-, imazalil y clorfenvinfós, entre otros”, explicaba Francisco Martínez Capel, del Instituto de Investigación para la Gestión Integrada de Zonas Costeras de la UPV y miembro del Centro Ibérico de Restauración Fluvial (CIREF) y de la Sociedad Ibérica de Ictiología (SIBIC).

Cenizas de los cañares quemados.

Cenizas de los cañares quemados.

Bosques de ribera

Además el estudio abordaba la problemática de los bosques de ribera. Para los investigadores de la UPV, otra de las medidas urgentes que hay que tomar es la conservación y expansión de los bosques de ribera, junto con un aumento significativo de los caudales ecológicos a escala regional. Los bosques de ribera actúan como un filtro que reducen la cantidad de pesticidas que llegan al agua tanto por el aire como por las aguas subterráneas. http://valenciaeconomica.com/la-presencia-de-pesticidas-junto-con-otros-factores-de-estres-amenaza-la-biodiversidad-del-rio-jucar/

Efecto de las cenizas

En otro orden hay que subrayar el efecto de las cenizas en el ciclo del agua. Mercedes Berenguer Bodí, en su tesis doctoral http://roderic.uv.es/handle/10550/24646 ya alertaba que las cenizas influyen decisivamente en los ciclos biogeoquímicos, incluido el del carbono, modifican las tasas de infiltración del suelo y la generación de escorrentía, controlan las tasas de erosión y alteran las propiedades físicas y químicas de los suelos. Incluso después de ser lavadas, disueltas o erosionadas, las cenizas siguen influyendo en los ciclos de la materia y la energía al modificar las propiedades del agua y de los suelos donde se incorporen. Si bien el estudio se refiere principalmente a los suelos del bosque mediterráneo algunas de sus conclusiones son también extrapolables a las riberas de los ríos.

Así se destaca que tras un incendio forestal los nutrientes liberados por las cenizas modifican la calidad del agua de escorrentía, incrementando el pH, la conductividad eléctrica y especialmente la cantidad de cationes. Los nutrientes solubilizados no son exactamente los mismos que los existentes en la composición original en forma de cenizas ya que dependen del volumen de la escorrentía producida, de la solubilidad de los compuestos de las cenizas y de las interacciones químicas con el suelo. Con la primera lluvia, si esta es suficientemente abundante, la mayor parte de los nutrientes son solubilizados y lixiviados o arrastrados con la escorrentía, pero algunos de ellos pueden aumentar tras unas semanas al producirse cambios químicos tanto en las cenizas como en el suelo.

No hay que olvidar que el problema de las cenizas y del humo, este último por las emisiones de gases con efecto invernadero ha llevado a la progresiva prohibición de la quema de la paja del arroz en el parque Natural de la Albufera, autorizada cada año por la Generalitat Valenciana y en función de diversas circunstancias. Según el estudio encargado al Centro de Estudios Ambientales del Mediterráneo (CEAM), la quema de paja de arroz en el Parque Natural de l’Albufera podría suponer la emisión de 2.074.250,47 Kg de CO2 equivalente.

Deja un comentario

" alt="" title="" class="banner-image" width="100%" />

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.Más información